Los smartphones se han convertido prácticamente en una extensión del ser humano y es que con ellos se logran resolver con eficacia asuntos laborales, personales y hasta médicos.Y con el avance de la tecnología y el desarrollo de dispositivos móviles, también el mercado de las aplicaciones crece sin freno.

La forma en la que nos comunicamos actualmente, la manera en la que navegamos, compramos, nos divertimos, interactuamos, consumimos, todo eso ha funcionado gracias a las señales móviles.

De forma general, el mundo virtual se ha incrementado a pasos agigantados, tan solo en el 2017 y de acuerdo con datos de We Are Social, el número de usuarios de internet a nivel mundial llegó a 2.800 millones, lo que equivale a 37% de penetración. Además de 2.56 millones de usuarios de redes sociales móviles en 2017, equivalente a un 34%.

Las redes sociales han jugado un papel importante en la sociedad, según hallazgos, más de la mitad de la población mundial las utiliza.

Todo este crecimiento ha marcado una gran pauta para diversas aplicaciones que han sido descargadas a nivel mundial y la mayoría de las empresas continúan en busca de ser las mejores del mundo.

Facebook lidera el mercado

Facebook es la aplicación más utilizada en el mundo. Creada por Mark Zuckerberg junto a Eduardo Saverin, Chris Hughes y Dustion Mooskovitz, fue lanzada en el 2007 en versiones en francés, español, alemán y además traducido a 70 idiomas.

Tan solo en 2014, Facebook llegó a los 1350 millones de usuarios, y en 2012 anunció la adquisición de Instagram por 1000 millones de dólares, mientras que en 2014, también reveló la compra de WhatsApp por 16.000 millones de dólares.

La empresa presentó la mayor parte del crecimiento total en las redes; aumentando a 363 millones de cuentas activas. Tan solo en el 2017, más de la mitad de los usuarios activos en Facebook usan el servicio diariamente.

Hoy en día la aplicación se descarga de forma gratuita para los sistemas iOS y Android.

Facebook Messenger y WhatsApp, ocupan el segundo y tercer lugar en la tabla mundial de aplicaciones más usadas.

YouTube y las apps Chinas
YouTube se posiciona en el cuarto lugar. Esta plataforma está dedicada a compartir videos de diversos contenidos como música, stand up, recetas, viajes, entre otros temas. Es un sitio fundado en 2005 y adquirido en 2006 por Google, a 1.650 millones de dólares. Fue desarrollado por Steve Chen, Chad Hurley y Jawed Karim. En total, sus usuarios ascienden a 25 millones.

Tencent es una empresa china famosa por sus aplicaciones para redes sociales. Con WeChat creció a 196 millones de cuentas activas. Además, de acurdo con tendencia actuales, se dice que WeChat superará a QQ, también propiedad de Tencent, para convertirse en la plataforma social más activa de China.

QQ es un servicio de mensajería instantáneo, como WhtatsApp, en el cual se ofrecen una variedad de servicios como juegos en línea, música, compras, películas y chats de voz.

La población latinoamericana se encuentra más conectada; según datos de IMS Mobile in Latam Study, el 56.1% de la población es usuario de Internet.

FUENTE

SHARE
Previous articleApple ya es el cuarto mayor fabricante de computadoras en el mundo
Next articleSamsung comenzará a producir un smartphone con pantalla plegable en noviembre
Ing. Hiddekel Morrison
Pionero en la difusión de tecnología en República Dominicana en Radio, Periódico, Televisión e Internet. Ingeniero en Electrónica y Telecomunicaciones, Especialidad en Telecomunicaciones Universidad Wisconsin Estados Unidos, Maestría en Administración de Operaciones y Postgrado en Parlamentarismo. Profesor universitario a nivel de grado y maestría, autor de varios libros entre los que se encuentra el Primer Libro sobre la Historia de las Telecomunicaciones en República Dominicana, galardonado Joven Sobresaliente de la República Dominicana año 2008 por JCI Jaycees´72, distinguido como Personajes sobresaliente de República Dominicana y “Profesional Sobresaliente por la Sociedad de Profesionales de las Telecomunicaciones de la República Dominicana (PRODETEL).

LEAVE A REPLY