En medio de la crisis que vive por el retiro del mercado de sus modelos Galaxy Note 7 y tras conocerse la medida de las autoridades de Estados Unidos de prohibir el uso de estos teléfonos en los aviones, Samsung lanzó una actualización que lleva al Galaxy S7 y al S7 Edge el ‘Always On Display’ (AOD) que originalmente había diseñado para su malograda phablet.

El fanático de Android ‘Hani88’ dio detalles sobre estas nuevas características en el portal XDA Developers. Según la publicación, activando esta modalidad, siempre aparecerá información en la pantalla incluso si esta está apagada, así que ya no habrá necesidad de tocar el teléfono para, por ejemplo, ver la hora. Lo mejor es que este recurso no afecta significativamente el consumo de energía, pues la pantalla utiliza menos del uno por ciento de la batería cada hora.

La pantalla de ‘Always On Display’ estará disponible en los celulares que tengan el cover S-View o una funda con teclado Keyboard Case.

Otro de los cambios que trae esta actualización es un nuevo diseño del calendario. Se eliminan las dos opciones que existían anteriormente. Además, incluye un nuevo reloj digital que se puede personalizar y que permite cambiar el texto, el color y el tipo de letra.

La información de las canciones que se reproduzcan en las aplicaciones de música también aparecerá en la pantalla así como su propia firma, que se podrá añadir de forma personalizada.

Numerosos observadores ven esta actualización como una estrategia de la empresa surcoreana para levantar su imagen tras la debacle del Note 7. La compañía anunció este martes que pagará compensaciones a cerca de 70 proveedores en diferentes países por la retirada del smartphone.

El fiasco del Note 7 podría causarle a Samsung pérdidas operativas de unos 5.384 millones de dólares entre julio de este año y marzo de 2017, según una estimación de la empresa.

FUENTE

LEAVE A REPLY