Luego de la noticia de que algunos usuarios de Instagram fueron víctimas del robo de información, se encontró que los cibercriminales establecieron una base de datos de búsqueda llamada Doxagram, que permite a los usuarios obtener información de contacto de las victimas pagando $10 dólares por búsqueda.

La red social ha confirmado que en el ataque ‘obtuvieron acceso ilegal a una serie de información de contacto explotando un bug (error de software) en un API de la plataforma queInstagram usa para comunicarse con otras aplicaciones.

En total crearon una lista de 1.000 cuentas, entre estas, 50 de las más seguidas en la plataforma. Mike Krieger, cofundador de la plataforma hablo al respecto, indicando que aunque no puede determinar qué cuentas especificas fueron afectadas, lo más seguro es que se trata de un porcentaje bajo.

La empresa de seguridad Kaspersky Lab, indicó que la versión móvil 8.5.1 de Instagram, lanzada en 2016, fue la que presentó esta falla. La compañía aconseja usar direcciones de correo electrónico diferentes para todas las redes sociales. 

Es necesario reportar a la app rápidamente en caso de recibir un correo sobre una restauración de contraseña que el dueño de la cuenta no haya realizado, alertas de inicio de sesión desconocidascontraseñas resistentes, entre otros aspectos importantes.

De vital importancia mantener actualizadas siempre todas las aplicaciones de redes sociales, las recomendaciones son para disminuir el riesgo de ser una víctima de estos ataques.

FUENTE

LEAVE A REPLY