Cinco de seis hombres acusados de integrar una poderosa banda que se dedicaba a manipular cabinas telefónicas y a interceptar con grabadoras las líneas telefónicas donde funcionan los verifones de establecimientos comerciales, se les dictó dos meses de prisión preventiva en la cárcel La Victoria.

Según el Departamento de Investigaciones de Crímenes y Delitos de Alta Tecnología (DICAT), los enviados a La Victoria son Wilver Ambiorix Herrera Sanchez, quien ha sido detenido en varias ocasiones por el mismo delito, Antonio Matos Batista, Edgar Esteban Batista Reyes, Esmelin Terrero Estévez e Ivan José López Rodríguez.

Yonatan Mariel García Ramos, el séptimo involucrado, se le impuso presentación periódica, impedimento de salida del país por un periodo de seis meses, y una garantía económica de RD$500,000.00, agregó el DICAT, organismo que no informó el tribunal que dictó las medidas de coerción.

“El objetivo final de estos defraudadores era colocarles grabadoras a las líneas de los verifones de establecimientos comerciales con gran flujo de clientes, con el fin de que cuando los clientes realizaran pagos con sus tarjetas poder captar en un archivo de audio codificado las informaciones confidenciales y financieras almacenadas en las bandas magnéticas de las tarjetas, posteriormente ese archivo de audio era decodificado con un software especial y convertido a texto donde quedaban reveladas las informaciones de las tarjetas y posteriormente clonarlas para realizar avances de efectivo y consumos”, dijo la DICAT.

FUENTE

 

LEAVE A REPLY