La aplicación de Twitter para transmitir video en vivo está siendo aprovechada por pedófilos que acosan a niños con fines sexuales

Periscope, la aplicación de Twitter para transmitir video en vivo está siendo aprovechada por pedófilos que acosan a niños con fines sexuales, reveló el diario británico The Sunday Express, que mostró el video de una niña de entre siete y ocho años de edad a la que un desconocido le pide que se quite la ropa.

El servicio, que permite a las personas a filmarse y publicar en directo enlaces de vídeo en línea, actualmente cuenta con alrededor de 10 millones de usuarios.

Según los propios términos y condiciones de Periscope, la gente “debe tener al menos 13 años de edad” para inscribirse en el servicio.

Sin embargo, se ha planteado que Periscope está siendo utilizado por niños mucho más jóvenes de la edad mínima requerida, quienes luego son sometidos a solicitudes espeluznantes enviadas por pedófilos que buscan explotar a los jóvenes.

En declaraciones al periódico, Shaun Stockdale, de 34 años, dijo que notó un gran número de usuarios haciendo click en el video y se sintió perturbado por los comentarios que se publican debajo.

Periscope tiene una lista de pautas de la comunidad y pide a los usuarios que no publiquen contenido que: ‘Representa pornografía o actos sexuales’.

El incumplimiento de las directrices “puede resultar en la eliminación del contenido y / o la desactivación temporal o permanente de la cuenta”.

El pasado junio, el director ejecutivo de la NSPCC destacó el creciente problema de las bandas de pedófilos utilizando secuencias en vivo de niños abusados para evitar la detección y operar a nivel internacional.

FUENTE

LEAVE A REPLY