El servicio de reserva de vehículos con conductor Uber comenzó a desplegar este miércoles una versión totalmente renovada de su aplicación móvil, más simple de usar gracias a tecnologías de inteligencia artificial.

Con esta primera gran actualización desde 2012, Uber aspira a “recuperar la simplicidad de 2010 (cuando surgió): apretar un botón y conseguir una carrera”, dijo Yuhki Yamashita, director de Productos de la compañía, al presentar la nueva versión ante periodistas.

Uber trabajó sobre la velocidad de llegada de los vehículos, pero también tratará de hacer ganar tiempo a los usuarios mediante la incorporación de tecnologías para mejorar la coordinación de los puntos desde donde son solicitados y predecir lo que desea el consumidor.

Además de una dirección exacta, será posible en el futuro escribir el nombre de un restaurante (la dirección aparece automáticamente) o de un amigo: a continuación Uber le enviará una notificación para consultarle si acepta proporcionar su ubicación.

Para algunos servicios como UberX y UberPool la aplicación indicará también inmediatamente la tarifa de la carrera y la hora prevista de llegada.

Cuando el usuario inicia la nueva aplicación móvil, ahora Uber le pregunta directamente a dónde quiere ir.

Al usuario se le propondrán algunos “atajos” con botones personalizados prediciendo adónde es probable que quiera ir a partir de sus viajes anteriores: puede ser la dirección de la casa, de la oficina o de la guardería donde Uber registró que él o ella dejaba cada mañana a sus niños.

Uber prevé también en “las próximas semanas” sincronizar su aplicación con la agenda del usuario, para sugerirle directamente mediante estos atajos la dirección de su próxima cita.

FUENTE

LEAVE A REPLY