El último mensaje de Simone Back en Facebook fue una despedida antes de suicidarse. “Me tomo todas mis pastillas, adiós, adiós a todos”. Sin embargo, nadie le respondió, porque sus 1.048 ‘amigos’ no la ayudaron o no la creyeron. La mujer británica de 42 años se quitó la vida el día de Navidad, según publica el ‘Daily Mail’.

Antes de suicidarse el día de Nochebuena Simone actualizó su estatus con un mensaje desgarrador, pero nadie acudió en su ayuda.

“Me tomo todas mis pastillas y a morir pronto, adiós, adiós a todos”, escribió, pero ninguno de sus más de 1.000 ‘amigos’ se interesó por ponerse en contacto con ella o al menos llamar para detener su gesto suicida.

La madre de Simone se pregunta por qué nadie la ayudó. En vez de ayudarla, la mujer recibió algún que otro mensaje irónico o burlón, en el que uno la llamaba mentirosa y un segundo le decía que “era su opción”.

17 horas después del mensaje, la policía rompía la puerta de la casa de Simone en su apartamento de Brighton y la encontraba muerta.

La madre de Simone, Jennifer Langridge, fue quien llamó al servicio de urgencias, después de que uno de los ‘amigos’ de su hija le enviara un mensaje sobre la nota de su hija en Facebook. “Nadie me dijo nada hasta el día siguiente”.

La mujer, que es discapacitada no podía subir las escaleras de su hija Simone, por lo que llamó a la policía inmediatamente y admitió que “es perturbador pensar que nadie hizo nada por mi hija.”

“Algunos de los amigos de Facebook estaban fuera de la ciudad, pero podían pedir su número de teléfono y conseguir ayuda, ninguno de los que vivían más cerca hizo nada para ayudar”, contó la consternada madre.

Samantha Pia Owen, amiga de Simone en Facebook explicó que “muchos llevaban discutiendo sobre lo que estaba sucediendo y algunos vivían a poca distancia de Simone”.

“Si alguien hubiera dejador el ordenador y hubiera ido a su casa, su vida podría haberse salvado.”, dijo.

Por su parte, Graham Bell, de una sociedad local que lucha contra la depresión comentó al Daily : “Lo ocurrido es una triste reflexión sobre nuestra comunidad, porque la gente tiene que tener amigos en el mundo real”.

Fuente

SHARE
Previous articleConductores que chatean representan un peligro público
Next articleApple publica el primer juego diseñado por un invidente
Ing. Hiddekel Morrison
Pionero en la difusión de tecnología en República Dominicana en Radio, Periódico, Televisión e Internet. Ingeniero en Electrónica y Telecomunicaciones, Especialidad en Telecomunicaciones Universidad Wisconsin Estados Unidos, Maestría en Administración de Operaciones y Postgrado en Parlamentarismo. Profesor universitario a nivel de grado y maestría, autor de varios libros entre los que se encuentra el Primer Libro sobre la Historia de las Telecomunicaciones en República Dominicana, galardonado Joven Sobresaliente de la República Dominicana año 2008 por JCI Jaycees´72, distinguido como Personajes sobresaliente de República Dominicana y “Profesional Sobresaliente por la Sociedad de Profesionales de las Telecomunicaciones de la República Dominicana (PRODETEL).

1 COMMENT

  1. Que Dios nos ayude a entender que nuestra vida no depende de los avances tecnologicos del mundo, sino de nuestra comunicacion directa con el y los hermanos que nos ha regalado, porque si uno de esos amigos virtuales hubiera sido real , quizas esta persona no se hubiera terminado de esa forma

LEAVE A REPLY